Hay 38 invitados y ningún miembro en línea

Uno de los 24 desfibriladores externos instalados por el Ayuntamiento de Llucmajor, en las Islas Baleares

Llucmajor, otro municipio cardioprotegido con desfibriladores en Baleares

Las Islas Baleares continúan con su cardioprotección


El pasado miércoles se realizó la entrega de los 8 últimos desfibriladores externos adquiridos por el Ayuntamiento de Llucmajor, en la isla de Mallorca en Baleares, completando su transformación en “Municipio Cardioprotegido” y preparado para salvar vidas.


Estos 8 equipos, que se entregaron a los cuerpos de la Guardia Civil, Policía Local y Protección Civil del municipio, son parte de los 24 desfibriladores que se han instalado estratégicamente en estas últimas semanas, en diferentes dependencias e instalaciones municipales de la población, donde habitualmente hay una mayor afluencia y tránsito de personas, como pueden ser en los parques, en las instalaciones deportivas o en los colegios e institutos.


El objetivo del consistorio ha sido cardioproteger a su población instalando los desfibriladores de manera que se pueda atender a cualquier posible víctima de una parada cardio respiratoria o muerte súbita dentro de los cinco primeros minutos desde su desvanecimiento.


Hace unos meses el Ayuntamiento de Llucmajor presentó a concurso público la adquisición, en régimen de alquiler, de los 24 desfibriladores externos de los que ya dispone la población.


Además, el consistorio ha formado, por el momento, a unas 150 personas en reanimación cardio pulmonar (RCP) y a usar los desfibriladores, y tiene previsto formar a unas 200. La intención es que siempre haya alguien formado en cualquiera de las dependencias municipales donde se han instalado los desfibriladores, para poder dar más garantías de supervivencia a las posibles víctimas de paradas cardio respiratorias o muerte súbita.


Los desfibriladores de Llucmajor, de los más avanzados del mercado


Los equipos adquiridos por el Ayuntamiento son desfibriladores externos semiautomáticos (DESA) de Cardiac Science, uno de los más prestigiosos fabricantes a nivel mundial de este tipo de aparatos electromédicos. El modelo escogido ha sido el Cardiac Science PowerHeart G5, el último y más avanzado modelo de este fabricante, que además de la fibrilación ventricular, es capaz de detectar otras 4 dolencias cardíacas.


Su fácil uso, su ligereza y su resistencia hacen de este modelo de desfibriladores externos el equipo más adecuado para todo tipo de situaciones. Además, su poco peso permite transportar el desfibrilador rápida y ágilmente hasta el lugar donde se encuentre la posible víctima, optimizando los tiempos de rescate, lo que beneficia a las víctimas debido a que en este tipo de situaciones, el tiempo siempre va en su contra.


Para agilizar el salvamento por los equipos sanitarios, las vitrinas cardíacas para los desfibriladores instalados en Llucmajor disponen de un sistema telefónico de llamada automática a emergencias que se activa con su apertura, así como, la monitorización permanente de los desfibriladores para asegurar su perfecto funcionamiento en todo momento.


La contribución de Caryosa Cardioprotección


Caryosa Hygienic Solutions, desde su línea Caryosa Cardioprotección y como empresa especializada en la cardioprotección de espacios con desfibriladores externos y adjudicataría de este concurso, además del suministro de los equipos se ha encargado de la instalación de los mismos; del suministro e instalación de las vitrinas cardíacas; de la formación en rcp y uso de los desfibriladores de las personas designadas por el ayuntamiento; de la señalética homologada para poder identificar rápidamente los lugares donde se encuentran ubicados los desfibriladores.


Además, con el servicio integral de cardioprotección contratado por el Ayuntamiento de Llucmajor, Caryosa Cardioprotección se encargará del mantenimiento preventivo de los equipos desfibriladores, así como de toda la gestión que implica ante un caso de uso por una situación real.