Hay 67 invitados y ningún miembro en línea

Coche policia local Sant Pol cardioprotegido con desfibrilador

Otra vida salvada por uno de nuestros desfibriladores portátiles

La rápida intervención de los agentes con un desfibrilador salva la vida a un turista alemán


El pasado lunes, un hombre de mediana edad sufrió una parada cardio respiratoria mientras paseaba por el centro de Sant Pol de Mar. El hombre, de nacionalidad alemana, se desvaneció a causa de una muerte súbita.

Rápidamente, un transeúnte que estaba por la zona, enfermero de profesión, empezó con las maniobras de reanimación cardio pulmonar (RCP).

En menos de 2 minutos, un vehículo de la policía local se desplazó hasta donde se encontraba el señor, y gracias al desfibrilador externo portátil que llevaban, finalmente, los agentes lograron recuperar a la víctima después de que el aparato realizara dos descargas.


Sant Pol de Mar, mucipio cardioprotegido

Sant Pol de Mar es un municipio que hace ya tiempo empezó a cardioprotegerse con la compra de desfibriladores externos, confiando en nosotros la cardioprotección integral de la localidad.

Inicialmente se instalaron dos desfibriladores externos portátiles ubicados en sus correspondientes columnas cardíacas en dos puntos estratégicos del municipio, uno en el Polideportivo Municipal y otro en la céntrica Plaza del Hotel, donde se celebran mercadillos y otras actividades que concentran a un elevado número de personas durante todo el año.

Posteriormente, el Ayuntamiento de Sant Pol de Mar adquirió otros dos desfibriladores portátiles que son los que llevan en dos vehículos de la policía local, uno de ellos el que ha salvado la vida del señor del caso del pasado lunes.


Estar preparados salva vidas ante la muerte súbita

Casos como el de ayer evidencian la importancia de que estar preparados ante las paradas respiratorias o muerte súbita, disponiendo de una red de desfibriladores externos que permitan dar cobertura a cualquier víctima en menos de 5 minutos, salva vidas.

Igual de importante es impulsar y facilitar la formación en reanimación cardio pulmonar (RCP) y uso de los desfibriladores portátiles a la población en general, especialmente desde los organismos oficiales.

Desde Caryosa queremos felicitar tanto al ciudadano que realizó la RCP incial como a los dos agentes de la Policia Local de Sant Pol que usaron el desfibrilador, por su rápida movilización, logrando salvar la vida de este hombre.